Valores límite de exposición profesional

Los valores límite de exposición profesional (OEL) son valores reglamentarios que indican los niveles de exposición que se consideran seguros (basados en la salud) para la presencia en el aire de una sustancia química en el lugar de trabajo.

Las autoridades competentes de la Unión Europea fijan dichos límites a nivel nacional y a nivel de la Unión Europea teniendo en cuenta la información disponible y los datos más recientes sobre los peligros de una sustancia, en particular por lo que respecta a la carcinogenicidad, la mutagenicidad y la toxicidad para la reproducción, y sobre los efectos agudos de la exposición.

Fijar límites a la exposición de una sustancia específica ayuda a los empresarios a proteger la salud de los trabajadores frente a los posibles riesgos al utilizar las sustancias químicas en el trabajo y a limitar la exposición de los trabajadores a las sustancias químicas peligrosas.

Tomar medidas en relación con las sustancias químicas peligrosas constituye un ámbito prioritario para la protección de los trabajadores en la Unión Europea. La Comisión Europea recaba el consejo de comités científicos independientes respecto a la evaluación de las sustancias químicas prioritarias a fin de apoyar las acciones propuestas para adoptar un valor OEL nuevo o revisado en virtud de la Directiva sobre agentes carcinógenos y mutágenos, la Directiva sobre agentes químicos y otra legislación relevante (por ejemplo, la Directiva 2009/148/CE sobre el amianto).

La ECHA y su Comité de Evaluación del Riesgo (CER) han venido apoyando a la Dirección General de Empleo, Asuntos Sociales e Inclusión de la Comisión Europea (DG EMPL) proporcionando dictámenes científicos sobre los OEL desde 2019. Esta labor la había llevado anteriormente a cabo el Comité Científico para los Límites de Exposición Profesional de la DG EMPL (SCOEL).

El objetivo principal de los OEL es impedir que los trabajadores inhalen sustancias químicas como vapores, nieblas o polvos. No obstante, el CER también puede proporcionar recomendaciones para una notación cutánea que indique la necesidad de aplicar protección dérmica. También son posibles otras observaciones sobre la sensibilización o el ruido. Además, el CER puede recomendar valores biológicos límite (BLV, niveles de exposición para la biovigilancia) o valores biológicos orientativos (BGV, niveles de base de biovigilancia). 

Categories Display